Yuka, un bebé mamut de 39.000 años

Se exhibe en Japón el ejemplar mejor conservado del mundo. Encontrado bajo el hielo en Siberia en 2010, tenía 10 años cuando murió. Mantiene, incluso, parte de su pelaje.

Esta pequeña hembra de más de tres metros de longitud ha viajado a Japón para ser expuesta ante el público hasta septiembre.

En un principio se pensó que Yuka tenía tres años al morir y que sus restos databan de hace 10.000 años. Corregidos los tiempos con nuevos estudios, se pudo establecer, además, que Yuka murió tras ser perseguida por leones y romperse una pata trasera.

Inmovilizada, fue atacada por humanos primitivos que le sacaron la carne y buena parte de su esqueleto. Los científicos consideran que fueron los mismos cazadores quienes enterraron los restos para usarlos más tarde, lo que explicaría su excelente estado de conservación. Yuka conserva parte del pelaje pelirrojo que la protegía del frío, la trompa casi entera y la superficie rugosa de las patas.

El hallazgo alimentó nuevamente la posibilidad de clonar algún ejemplar.

Los mamut vivieron desde hace aproximadamente 4,8 millones de años hasta finales de la última glaciación. Sin embargo, una pequeña población sobrevivió en la isla de Saint Paul (Alaska) hasta el año 6.000 a.C. Los mamuts enanos de la isla de Wrangel, en Siberia, no se extinguieron hasta el 1650 a.C.

Sobre su desaparición, los científicos la atribuyen a una mezcla de cambios climáticos y exceso de depredación humana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s